Superliga masculina de voleibol

Perspectiva de retaguardia y galones efectivos de Ferrera

El receptor sevillano hace valer su momento de madurez deportiva en pista, siendo clave para Unicaja Costa de Almería por la asunción y el desempeño al más alto nivel del puesto de líbero y por su rol de líder


| noticias

Mirando el voleibol desde atrás… pero yendo a por él de frente y explicándoselo a los compañeros, ha emergido este temporada el Mario Ferrera más rocoso, el más difícil de evitar por el rival, el más directo en la exigencia bien entendida hacia cada jugador en pista: “Ya con 33 años, 20 en esto de voleibol, creo que puedo permitirme hablar con jugadores de peso, que puedo aportar en el campo ahora de otro modo, con tranquilidad, esas reglas que desde fuera quizá son complicadas de transmitir al jugador y desde dentro vienen bien; a mí me venía bien también que una persona con algo de experiencia me diera algunas pautas a seguir”. Como líbero, su punto de vista lo ha transformado en un aliado para todos: “Los partidos son largos, unas dos horas, y se producen muchísimas jugadas en las que el jugador necesita algo de ayuda; a veces decirle ‘no ataques bajo, tienes la pelota alta o no bloquees contra este central’, son cosas que, desde atrás, desde mi versión, ahora puedo aportar en ese sentido y es lo que intento siempre”.

Regresó como receptor, pero antes se fue como líbero, posición a la que ha vuelto y en la que está siendo piedra angular para el proyecto: “Es un cúmulo de muchas cosas, de mala suerte del equipo, porque si te pones, en los próximos 15 años jamás va a pasar esto de que tengas dos líberos y te quedes sin los dos; poco a poco me he tenido que adaptar de nuevo a esa posición, sí que durante la semana me puedo desfogar un poco y puedo atacar algo para así aliviar el entrenar solo para defender o recibir”. Sin más, “la posición del líbero es la que necesita el equipo y es la que yo estoy aportando”, lo que le retrotrae a hace dos campañas y a su ambición de ser el número uno siempre: “Eso va con la mentalidad; yo creo que si juego de cuatro, voy a intentar ser el mejor cuatro de España, y si estoy de líbero, el mejor líbero; es lo que intento demostrar cada día en el campo y en el entrenamiento, más por ganas y por convicción, que es lo que siempre me ha caracterizado; no soy un jugador muy alto y he podido jugar en muchos sitios y ganar títulos, porque creo que qué tengo fuerza, maña y convicción, siempre he intentado ir a por lo que he querido, siento que puedo dar a todos los equipos en los que he estado eso y creo que me define”.

Vino muy bien mentalmente ganar este sábado, reconoce Ferrera, que a la vez sabe que “los dos primeros partidos en Teruel hacen daño, que el equipo ha demostrado que está a su mismo nivel, como se vio en un campo neutral en la final de la Copa del Rey”. Es más, aunque sí ha habido desmoralización, “aunque el equipo estaba bien”, el mensaje en positivo es que “hemos perdido solo un partido en toda la liga, que se ha visto este sábado que estamos al mismo nivel que Teruel, y sobre ello no se puede olvidar que incluso estamos 5 puntos por encima”, añade para continuar con que “estos tres partidos que hemos perdido contra ellos se quedan atrás”, que “la Copa fue una mala suerte porque al final son dos puntos arriba o abajo”, y que “la espinita nos la quitamos con muchas ganas este sábado ante nuestro público”. A la afición, por cierto, muestra agradecimiento: “Fue un partido muy bonito, hacía tiempo que necesitamos a nuestra afición y respondió dejándose la garganta, lo que le agradezco y estoy encantando de haberles brindado la victoria”.

El “gracias a la afición” lo extiende a un “va a ser muy importante en este tramo de la liga, porque llegan los playoffs, y sobre el nuevo sistema de competición, cautela y ganas: “Es bastante diferente a como hemos jugado en otros años, ahora va a ser complicado jugártela en casa del rival el primer partido en cuartos y semis; es raro y creo que va a haber sorpresas, porque visita a un Ibiza o a un Vecindario, y con todo es un modelo bonito, un poco igual a lo que ha pasado en esta Copa del Rey de fútbol”. En resumen, “tienes que jugártela a muerte cada partido”. Mario ve, eso sí, a un Unicaja Costa de Almería muy hecho a dificultades: “Ha sido un año duro y complicado, seguidos Copa del Rey y competición europea, muy poquitos días para preparar el partido de Saaremaa… días complicados tras perder el título y sin duda no la mejor semana para jugarnos la Challenge, pero el equipo sigue trabajando, no estábamos acostumbrados a perder dos partidos seguidos y se han superado varias situaciones de lesiones, con pocos entrenando, pocos de seis contra seis… eso nos ha hecho fuertes y se vio este sábado”.

Considera el sevillano en ese sentido “está claro que la primera la primera plaza es muy importante para esa hipotética final contra Teruel”, reconociendo que “es lo que hemos luchado durante todo el año”. Ya no los números, sino las sensaciones, dan a Unicaja Costa de Almería como candidato a ganar la Superliga: “Los 5 puntos por encima a tres jornadas de terminar, pero además hemos demostrado que vamos en serio a por el título, como fuimos a por la Copa del Rey, que rozamos y que no llegó por cansancio y algo de mala suerte; el equipo está mejorando todavía día a día, en los momentos difíciles ha salido adelante, se ha hecho más fuerte, y algo importante que se dejó claro este sábado es que en nuestra casa lo van a tener muy difícil para ganar, el equipo que sea”. Encantado con la dureza el tramo final de la fase regular, Mario Ferrera advierte que “viene bien jugar contra estos equipos ahora”, pero no se olvida de que la renta permite “tener algún tropiezo”, y más allá de eso, “dar un descanso a los jugadores que han tenido menos, que cojan más minutos los que han sido menos participativos y demostrar que queremos llegar lo más alto posible”.

Lo siguiente es Palma, que “viene de una salida difícil ante Soria en la que ganaron y que está a cuatro puntos de Teruel, incluso tiene su último partido de liga en Los Planos por luchar para la segunda plaza”. Esto se traduce en que los ahorradores se van a topar contra una enorme motivación: “Será muy correoso, un equipo que darle a su afición un buen final de temporada, que ha tenido momentos complicados estas semanas atrás y en la Copa del Rey; creo que será un partido complicado en el que intentarán dejárselo todo para para llegar lo mejor posible, incluso jugársela con Teruel por la segunda plaza en la última jornada; irán a por todas”. Justo en el ‘torneo del KO’, por lo que supuso de concentración del voleibol español, Ferrera se dio un baño de cariño y respeto de este mundo: “A mí lo que siempre se ha inculcado en todos los equipos que he estado es respeto hacia los compañeros, respeto hacia los entrenadores, hacia los árbitros, y bueno, son tantos años que creo que es muy importante transmitir esa empatía hacia el resto del mundo; como dijo Federer, ‘es bueno ser importante, pero más importante es ser bueno’”.