entrenamiento ante chenoise de suiza
Cada semana más fuerte

Fran Iribarne amenaza con pintarse de Joker este sábado

El receptor almeriense se encuentra en un excelente estado de forma y espera la oportunidad para ayudar a su Unicaja Costa de Almería a seguir invicto ante Almoradí, viviendo Halloween con una 'víctima' más


| noticias

A él le parece que ha pasado mucho tiempo, pero realmente no puede ser así solo por su corta edad. Con 20 años, el Fran Iribarne ‘adulto’ rememora a ese Fran ‘niño’ al que le encantaba disfrutar de la fiesta, importada pero divertida, de los disfraces de terror y las pinturas macabras: “No me he disfrazado mucho, pero sí me gusta pintarme, bien de Drácula, bien de Joker…; de pequeño lo celebraba más, pero me fui a la Selección Permanente y por motivos de entrenamiento ya no podía tanto; es una fiesta que me gusta y espero que este sábado haya ambiente de Halloween en la grada del Moisés Ruiz”. Es puente, sí, pero a este almeriense no le cabe la menor duda de que habrá una gran influencia en el pabellón, “y ojalá que la gente venga disfrazada y que le ofrezcamos un gran espectáculo”.

A su juicio, y en su confianza absoluta en la fidelidad de la afición ahorradora, “este rival es atractivo, la gente tiene ilusión de ver al nuevo equipo de la Superliga y pese a que muchos se irán fuera por el puente yo tengo la sensación de que va a venir a vernos incluso más que otras ocasiones, a ver a Almoradí y a ver a Unicaja Costa de Almería, porque lo que se quiere es espectáculo y el último en casa lo tuvo”. Es cierto que “a lo mejor no fue lo bueno para el equipo, pero para sensaciones, vista y espectáculo, un partido como el de Vecindario ACE Gran Canaria llama a gente”. Es el panorama de una competición muy apretada que se ha convertido en mucho más atractiva para el espectador: “Está habiendo muchas sorpresas, Palma que cae contra Lugo, que supuestamente no ha hecho un equipo como para tal, o Soria, que de ganarle a Ibiza pasa a perder con Almoradí precisamente…”.

Esta ‘locura’ invita a no perderse nada y a Unicaja Costa de Almería le viene “muy bien para lo que tiene que llegar, que es la competición europea”, hasta la que se va a luchar por mantenerse invictos, condición compartida en la cuarta jornada solo con Textil Santanderina: “Tiene mucho mérito, porque ellos están aprovechando lo que tienen muy bien; su objetivo sería, creo, clasificarse para la Copa del Rey, y por el momento lo están cumpliendo con creces, ganando los partidos en casa, que es lo que tienen que hacer, y buscando sacar puntos fuera, y a la primera han traído tres de Canarias, que es complicadísimo; es increíble lo que están haciendo”. Tan solo está sin sumar Melilla, pero Iribarne confía en su ex equipo: “Ha hecho muy buen equipo y no ha podido llegar ni a un tie-break por ahora, pero puede dar la sorpresa y en tres jornadas ponerse arriba”.

Segundo va el conjunto ahorrador tras un triunfo magnífico en Ibiza, que Iribarne no duda en meter en lo que considera una dinámica: “Buenas sensaciones, la verdad, tuvimos un partido regular, pero entre comillas, aquí en casa contra Vecindario, si bien es cierto que ellos hicieron una gran actuación, y nosotros supimos solventarlo, ganar 3-2, sacar dos puntos muy positivos tal y como fueron, y este última jornada en Ibiza, realmente espectacular; el equipo reaccionó muy bien, ganamos 0-3 muy fuertes y muy sólidos, y ahora a afrontar una semana también dura; viene Almoradí, que llega de ganarle a Soria, cuando Soria antes había ganado a Ibiza 3-0, siendo Ibiza un gran equipo”. Visto así, el conjunto blanquiverde afrontará el encuentro “con mucha motivación, más también después de lo experimentado en Ibiza”.

Nada más salir a Es Viver, un grato recuerdo de su aportación en la pasada ‘semi’ de la Superliga: “La verdad es que tuve unos recuerdos muy buenos y unas grandes sensaciones, porque en los playoffs del año pasado jugamos bien, aunque el primer partido lo perdimos 3-2 pero jugando muy bien, y lo tenía fresco en el recuerdo; se me presentó entonces la oportunidad, por unos percances o por otros, y pienso que lo hice bastante bien, pude ayudar al equipo, y clasificarnos para la final”. Esta vez fue 0-3, pero ojo con Ibiza: “Por jugadores, por posición, tiene un grandísimo equipo, lo único es que están teniendo algunos problemas con que algunos no han llegado o se han tenido que ir; yo creo que es un equipo que está empezando que va a dar muchos problemas”. Eso sí, Unicaja Costa de Almería se mantiene firme fuera: “En las dos pistas en las que hemos jugado y ganado no es nada fácil hacerlo y hemos solventado muy bien los dos partidos, por 0-3; esperamos seguir por este camino”.

En el debe ahorrador, una situación anómala que se repite: “Es verdad que está siendo un poco raro, y no quiero decir la palabra ‘confianza’, pero nos está pasando en ese momento del partido en el que vamos ganado de cinco puntos que al final llegamos a 18 iguales cuando íbamos 16-11 ganado, por ejemplo, y eso es algo que tenemos que entrenar o que tenemos que visualizar mejor, en ese sentido de no decir ‘esto está más o menos hecho’, sino seguir aprendo y, con todo el respeto, seguir machacando al rival”. Sobre Almoradí también hay una componente anímica, en su caso a favor, la de haber vuelto a la máxima competición: “Motivación de que ha podido por fin volver tras ganarse el derecho y no poder consumar el ascenso, y ya lo han demostrado este fin de semana contra Soria, pero en su casa, donde va a ser un equipo fuerte, y fuera va a pelear todo lo que pueda y dar bastante guerra, eso seguro”. Hay, por tanto, partidazo en el Moisés Ruiz.

Ahora sin Monfort, que ha anunciado su fichaje por Vecindario ACE Gran Canaria, el resto de la plantilla alicantina es de un buen nivel: “Tienen a Vicente Cabrera, que es un grandísimo central que antes estaba en Teruel, y los demás, muy completos todos, está Zdravko de colocador, que es muy buen colocador, creo que siempre ha jugado en Superliga 2 pero haciéndolo muy bien y a mí me ha gustado muchísimo, y es un equipo que va a dar mucha guerra también este año”. Pero sucede lo de siempre, que Unicaja Costa de Almería prefiera fijarse en si mismo y buscar su más alto rendimiento, algo complicado por las bajas en los entrenamientos: “Aun así, le estamos sacando y dando mucha calidad para lo difícil que es, y en los momentos de los partidos en los que se puede notar esa carencia está saliendo el carácter y la calidad y están yendo las cosas bastante bien”. Fran Iribarne es todo amabilidad y empatía, pero cuando salta a la pista… se pinta la cara de Joker y se cobra alguna víctima, más en Halloween.