Superliga masculina de voleibol supercopa de españa
Incorporación de futuro

Baranov, el brazo más rápido del ‘lejano este’

El central presenta sus credenciales en Unicaja Costa de Almería y ya se siente adaptado a la dinámica de un club "serio" que incluso supera las expectativas que tenía antes de ser fichado: "Estar aquí me va a permitir crecer y progresar como jugador"


| noticias

La apuesta de Manolo Berenguel comienza a tomar forma, ya que, si efectivamente hizo demostraciones contundentes a bordo del Aldebarán San Sadurniño el curso pasado, a Dmitriy Nikolayevic Baranov le queda mucho que decir en la Superliga y en Europa: “Se trata de un jugador que nos llamó mucho la atención la temporada pasada, cuando jugó contra nosotros, y cuyos análisis de juego a cargo de nuestros técnicos dejaron a las claras que era aconsejable su fichaje por el Unicaja Costa de Almería”. Ramón Sedeño así lo ha desvenado, no sin añadir que, “como se intenta siempre desde el club, cuentan mucho sus valores humanos, demostrando desde su llegada una humidad muy grande que le conducen a unas ganas tremendas de crecer como jugador, además de un trato excelente de respeto y admiración hacia sus compañeros de plantilla”. Por lo tanto, el presidente ahorrador reconoce que se siente “muy satisfecho” con la llegada del central tras un mes y medio de trabajo.

En ese tiempo, el ruso, nacionalizado azerbaiyano y jugador de la selección nacional de ese país tras su paso por el Lokomitiv Bakú, ha logrado encajar perfectamente no solo en el plantel, sino en las rotaciones entre los tres centrales, todos distintos a los de la pasada temporada, si bien Jean Pascal Diedhiou está de vuelta tras un año de paréntesis en Palma: “Esperamos grandes cosas del grupo el completo, pero si hablamos solo de esa posición creo que la hemos cerrado muy bien, siendo algo que me llama especialmente la atención el alto grado de colaboración entre ellos y el buen funcionamiento de la pareja que esté en pista en cada momento”. Sedeño ha valorado respecto a Baranov “su rapidez en la red y su poderosísimo ataque”, y no se ha olvidado de mencionar “la progresión en bloqueo que está teniendo bajo las órdenes de Manolo Berenguel, asimilando los sistemas del técnico”. Interesado en la comodidad de sus jugadores, ha seguido de cerca la pretemporada.

Otro de los aspectos interesantes de cara a la campaña que está a punto de iniciarse este sábado, es que “cuenta con experiencia en competición europea, puesto que en su año en Bakú disputó precisamente la CEV Challenge Cup, a la que volverá en diciembre con Unicaja Costa de Almería”. La ilusión del central es “ir a por todas y sacar el máximo provecho a su paso por este club”, según comenta el presidente, para el que no cabe la menor duda de que “se le facilitará que alcance sus sueños y llegue muy alto en el contexto del vóley continental”. Parco en palabras, el jugador va aprendiendo español y se comunica la mayor parte de ocasiones en inglés, pero su ‘idioma’ es el común en todos, “el buen voleibol”. En ese sentido, Baranov saca una sonrisa cuando hace balance de la pretemporada y de los frutos que ya empieza a dar: “Esta es una buena preparación, especialmente en partidos amistosos en los que hemos jugado muy bien y en los que también entiendes lo que se puede mejorar y en lo que necesitas trabajar”.

Desde su llegada a Almería a mediados de agosto se ha confesado encantado con la ciudad, el ambiente, la playa, el clima… y una vez que ya está a punto de alcanzar un mes y medio en Unicaja Costa de Almería de igual manera valora a la entidad: “Mis primeras impresiones son las de estar en un club serio, con una preparación física muy fuerte, y el grupo de jugadores y trabajadores es muy serio también, en el sentido de estar ‘reunido’ para resolver los problemas o de tener una competencia sana y muy viva”. Incluso va más allá sobre sus perspectivas depositadas en el club cuando era ‘visitante’ en el Moisés Ruiz y lo que se ha encontrado una vez dentro, mejorando lo que se esperaba cuando fichó el pasado verano: “Sí, diré aún más, la construcción de los entrenamientos es muy buena y el trabajo específico que se hace para hacer aumentar mis capacidades estoy seguro de que me permitirán ser mejor, crecer y progresar como jugador”.

Evidentemente, responsable máximo de ello es el técnico Manolo Berenguel, sobre el que vierte elogios y deposita una gran confianza: “Creo que es un entrenador que puede conducir a ganar el campeonato, me gusta mucho cómo prepara el entreno y cómo lo desarrolla, y además me parece muy importante el apoyo moral que te da en los momentos en que algo no sale”. El clima en el que se desarrolla el equipo es plenamente constructivo, incluida la competitividad entre los jugadores de un mismo puesto por hacerse con la titularidad. En el caso de los centrales, Baranov valora de manera muy alta a sus compañeros, Jean Pascal y Nick Amado: “Buenos jugadores y profesionales con los que es divertido crecer y competir”. No son una excepción, sino una parte de un todo llamado Unicaja Costa de Almería en el que el grupo que se ha formada es para aspirar a todo: “Me gusta mucho que sea un equipo formado por jugadores fuertes que luchan por alcanzar metas altas”.

La primera es cuestión de días, una Supercopa en Teruel que considera que es “el primer paso serio para ganar todo este año” y a la que acude con absoluta confianza y ambición: “¡Creeré en nuestra victoria!”. No llegará a Los Planos pleno de forma, ya que se confiesa “en un 70%” de su potencial, pero pondrá todo lo necesario para que el 100%, previsto “para dentro de dos o tres semanas”, tenga un adelanto en la cita por el primer título del curso. Y es que, como no podía ser de otro modo, solo le vale ganar: “Sí, quiero llevarme todos los títulos, y haré todo lo posible para lograrlo junto con el equipo; la diligencia es la madre del éxito, y quiero decir con esto que debemos tratar de creer y asegurarnos de tener éxito”.